.

Blog realizado desde un samsung galaxy S integramente. Asi que basicamente es un fotoblog.
jueves, 28 de junio de 2012
Bueno no todo van a ser motos y tatuajes y barbas y pinos. También sienta muy muy bien un pequeño relax ( bueno un gran relax). En esta ocasión no nos hace falta ni coger las motos, gracias a la ubicación de nuestro alojamiento, podremos llegar dando un paseo a nuestro próximo idílico destino.


Aunque lo parezca, eso no es el Caribe, sigue siendo Portugal. En concreto una de las islas que hay frente a Olhao. Se accede a ellas a través de unos pequeños transbordadores, que recuerdan al vaporcito del puerto. Por un módico precio, de unos 3€ ida y vuelta puedes acceder a una de las tres islas, que son Armona, Farol y Culatra. 




















Estas pequeñas islas  tienen varias características que las hacen muy especiales y hermosas, como por ejemplo, estas  islas están  formadas por bancos de arena de playa. Son muy pequeñas y las gentes de la zona se ha construido casitas en ellas, pero todo sobre la base de arena de playa, en algunos casos creando unos jardines espectaculares, muy bonitos. No hay ningún vehículo a motor en las islas, todo es andando o en bicis. ( salvo un pequeño quad del ayuntamiento no he visto ningún otro  nunca).












Son un lugar muy peculiar, y las playas que tienen son fantásticas, bastante poco pobladas. En estas  playas, como estas en una Isla y ademas están alejadas de la población, tienes una sensación de aislamiento, como si estuvieses en algún sitio desierto. Ya que solo alcanzas a ver arena y el inmenso océano ante ti. 






En algunas partes, las mareas forman unas lagunas de agua mas cálida que el mar abierto y  en ocasiones alcanzan varios cientos de metros de extensión. En estas lagunas el agua te puede cubrir fácilmente hasta mas allá de la cintura. (Con lo enano que soy yo casi no hago pié XD)




Pero si lo deseas también hay algunas playas mas civilizadas, cerca de los poblados, con sus bares y chiringuitos donde poder tomarte algo fresquito o poder disfrutar de unas deliciosas sardinas o un pollo a la brasa.




Estas Islas son un lugar singular, y bien merecen la pena el pasar un día disfrutando de sus bondades, antes de volver a la concentración. Cuando caiga la noche.






0 comentarios:

Con la tecnología de Blogger.

OveR

OveR
La Ruta

Seguidores

Archivo del blog

About

Blogroll